«Aprendemos jugando ¡qué divertido!»

A esta edad los niños son graciosos, impulsivos e inquietos. Las oportunidades de acción son promovidas a partir de propuestas que respeten las diferencias y que estimulen las acciones compartidas. Les atrae mucho explorar sus habilidades motoras por eso les ofrecemos diferentes propuestas para que puedan desarrollarlas y a la vez les presente un desafío a superar.
A través de las distintas actividades grafo-plásticas les ofrecemos la posibilidad de la apreciación táctil pero además, como un lenguaje expresivo de sus emociones para que cada uno se manifieste libremente. Por otro lado, el juego de ficción les posibilita incrementar su imaginación y su fantasía, permitiendo elaborar ciertas cuestiones que se relacionan con su interior. Docentes: Roxana y Romina.

“Caminar, correr, saltar, rolar, reptar, lanzar… Las habilidades motoras básicas en el jardín maternal, expresadas en la Semana de la Educación Física”

En el marco de dicha semana, la “Sala Naranja” (1 año) del Jardín Maternal N* 3 invitó a las familias a participar de un escenario creado para explorar las distintas capacidades y habilidades motoras, junto con un espacio que acompañó la relajación y la meditación como convocatoria a volver a la calma.
Entendemos que la Educación Física promueve el desarrollo armónico e integral de la formación corporal y motriz en niños y niñas a través del juego y la expresión. Por medio de experiencias y habilidades motoras los niños/as se inician en el conocimiento de su propio cuerpo, creando una imagen positiva de sí mismos/as. Además, logran mejorar su salud, conocer sus posibilidades, adquirir sus propias destrezas, descubrir y organizar sus percepciones, sentir placer por la actividad física e integrarse al grupo de pares compartiendo juegos que promuevan su creatividad e imaginación.
Los niños y niñas van construyendo una forma singular del «ser en el mundo». Es decir, de formarse como sujetos capaces de resolver situaciones que se presentan en los distintos ambientes y de significar sus emociones, sus deseos y sus necesidades; tanto en su infancia como en su próxima vida adulta.
Al hablar de una Educación Integral, debemos considerar el cuerpo y la mente como una unidad. Una alimentación sana y un tiempo adecuado de actividad física correcta, complementa de la mejor forma posible el desarrollo integral de todas las personas -niños/as y adultos-, tanto en la perspectiva mental como corporal. Docentes: Nadia y Bárbara.

Festejamos el «Día de la Familia»

La familia es el centro de la vida afectiva y el lugar privilegiado de los procesos de dar y recibir. Es dentro de la familia en donde se aprenden los valores, el uso responsable y comprometido de la libertad. La familia es uno de los vínculos afectivos más poderosos, es el lugar de crecimiento donde encontramos protección y seguridad.
En este día tan especial en el jardín elegimos este espacio para revalorizar la importancia de los lazos familiares en la vida de los adultos y niños invitándolos a disfrutar, divertirse y compartir juegos en familia.